Educación repudia los hechos de vandalismo registrados en escuelas de varias localidades

En pleno receso de verano, edificios escolares de varias localidades de la Provincia pasaron a ser centro de robos y roturas; lo que motivó la inmediata intervención del Ministerio de Educación y Derechos Humanos para relevar los daños y darles solución.

 

Desde el Consejo Escolar de General Roca se confirmó que en la última semana de 2021 fueron robadas cinco bombas de agua. De ellas, tres fueron sustraídas de la Escuela Primaria 86 y las dos restantes de las Escuelas Especiales 1 y 12. A estos hechos se sumó el intento de robo de tanques de agua en el edificio del Instituto de Formación Docente.

Por su parte, desde Cipolletti se reportaron las roturas de puertas de ingreso a los edificios donde funcionan la Escuela Primaria 283 y el Jardín de Infantes 118; como así también el forzado de ventanas en la Escuela Especial 4 para llevarse tablets, netbooks y parlantes.

En tanto, en la obra del Jardín 114, desconocidos se llevaron materiales y herramientas de construcción que allí se encontraban depositados.

Asimismo, otro de los edificios escolares vandalizados fue el de la ESRN 148 de Allen, donde se produjeron destrozos y el robo de ventiladores.

En Sierra Grande, por su parte, fueron cuatro las instituciones escolares con roturas intencionales de vidrios. Se trata de las Escuelas Primarias 75 y 60 y los Jardines de Infantes 24 y 6.

Ante estos hechos, el secretario de Educación, Adrián Carrizo, recorrió escuelas de San Antonio Oeste donde también se produjeron destrozos, como es el caso de la Escuela Secundaria 29 y la Primaria 6. Lo hizo junto a la coordinadora del Consejo Escolar, Ana Laura Giovanini, y las respectivas autoridades escolares.

En el edificio donde funcionan la ESRN 29 y el CENS 2, personas no identificadas utilizaron una barreta para forzar rejas y puertas de acceso. Una vez dentro de las instalaciones rompieron los vidrios de baños, del espacio utilizado por el área de informática, de donde además sustrajeron un monitor de computadora, y de la sala de laboratorio.

“Realicé la denuncia y personal de Criminalística llevo a cabo el peritaje correspondiente para iniciar la investigación y dar con los responsables”, informó Giovanini.

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*