La historia del Alto Valle en un solo lugar

El Museo Histórico del Riego invita a conocer la historia del Alto Valle de Río Negro y Neuquén a través de un viaje guiado en el tiempo, con detalles y anécdotas desde la época de la construcción del Dique Ballester.

La obra de restauración y adaptación de la antigua casa del ingeniero a cargo de la obra, donde luego funcionara la Dirección Nacional de Irrigación, fue una decisión del gobierno municipal a partir del año 2004, y continúa hasta hoy con la tarea de recuperar, resguardar y hacer visible el patrimonio histórico de valletanos y rionegrinos.

Cientos de personas visitan semanalmente sus instalaciones para apreciar objetos originales, herramientas utilizadas en la construcción del Dique, fotografías de los hacedores y todo el archivo con documentación de la obra. Además, un paseo por el canal, con avistaje de aves, en un marco natural privilegiado de 11 hectáreas, con antiguas arboledas que datan de la construcción de esta gran obra que dio surgimiento a todo el Alto Valle.

El intendente electo Fabián Galli, adelantándose en los tiempos, continúa profundizando las políticas orientadas al turismo para que el patrimonio cultural y natural colabore con la llegada de nuevos visitantes, buscando además el reconocimiento de la jurisdicción, por parte del gobierno provincial y nacional, por ser la generadora del sistema de riego que abastece a todo el Alto Valle, cuna de la fruticultura.

El Museo del Riego se ubica en Barda del Medio, a 300 metros del Dique Ballester, y funciona de lunes a viernes de 8 a 14, pudiendo coordinar visitas en otros días y horarios.