UPCN, Necesitamos en enero un aumento a cuenta de lo que se acuerde en febrero o marzo

Los estatales rionegrinos necesitamos en enero un aumento a cuenta de lo que se acuerde en febrero o marzo. De esta manera, las economías familiares, que ya pagan importantes incrementos de precios en las tarifas y combustibles puedan hacer un poco más sostenible también su día a día, porque además de pagar más por los servicios, estos repercuten en toda la cadena productiva, de transporte, y por ende en los alimentos de la canasta básica. En este sentido, venimos pidiendo al gobierno provincial una reunión para hablar de los salarios. Necesitamos igualmente cierta razonabilidad y establecer los aumentos de enero a enero, por un año, tal y como lo hacen la mayoría de provincias y no quedarnos con un tiempo ‘offside’ en donde nuestros sueldos no se actualizan.

Por otro lado, desde el propio gobierno nacional se deja entrever que esta ‘aplicación gradual’ de los aumentos de tarifas volverá a retomarse luego de febrero, cuando llegue a su término la establecida el viernes pasado. El ‘gradualismo’ implementado en el aumento de tarifas, se acerca al 50% cada vez que se aplica, por ende, no es tan gradual como se dice. Esos porcentajes -y su impacto en los productos de la canasta básica- son absorbidos por unos salarios cada vez más desvalorizados.
Desde la UPCN le insistimos al gobierno rionegrino dar tratamiento al tema salarial, con un adelanto en enero de lo que se acuerde luego, para regularizar la brecha del tiempo ‘offside’ de los trabajadores de la Administración Pública de Río Negro y para que en este enero tengamos los agentes públicos un resto que nos permita afrontar todos los aumentos tarifarios, de combustibles y su repercusión en la canasta básica.